¿Por Qué Nos Obsesionamos Con Algo?

La obsesión suele ser muy fatigosa y consumir todas nuestras energías. Se trata de pensamientos a los que les damos vueltas y vueltas en la mente. Generalmente no los podemos controlar, ni detener. Suelen ser bastante fuertes y agobiantes. De la misma manera acciones que llevamos a cabo de manera repetitiva, como verificar 20 veces en una hora si una persona está online en el chat. Obsesionarse produce: insomnio, fatiga, irritabilidad, cansancio y falta de concentración. Además afectan nuestro tiempo, nuestra vida familiar y laboral.

Los motivos de la obsesión suelen ser muy propios de la persona que la padece. Hay quienes son excesivamente perfeccionistas, inflexibles, responsables y obstinados, hallándose más propensos a convertirse en obsesivos. Por otro lado están quienes se obsesionan con algún capricho incumplido, un deseo que no consumaron o una idealización desmedida de algo o de alguien.

Sabías ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *